En 2014 se hace necesario nombrar un Consejo de Padres y Maestros interino para luego pasar a su disolución y retomar la forma actual de gobierno, asumida por la Coordinación Pedagógica y la Junta de Maestros. En 2018 se elabora el Autoestudio que se presenta cada tres años a la AWSNA.